fbpx

Beneficios de tu marca: Calidad vs Cantidad

Ago 26, 2019 | 0 Comentarios

Pasa en tus textos, en tu marca y en tu vida

Hace muy poco que se conocen, pero decidiste relajarte y salir por allí con ese “conocido de vista”, quién quita y terminan intercambiando algo más que sólo sonrisas de autobús.

Vas pendiente de cada detalle, sabes bien que esta primera cita define si esa persona será para ti como #GOT, o si será como aquella serie que viste para matar el tiempo mientras volvía GOT.

[Ya veremos por qué esa analogía]

Lo cierto es que el momento llega y, en medio del exceso de prudencia de ambos al hablar para evitar decir algo fuera de lugar (evitar cagarla), se te ocurre iniciar la conversa más CREATIVA: “Bueno, háblame de ti…” (Seguido del “¿A qué te dedicas?” y todo eso).

“Háblame de ti” = “Dime por qué debería seguir aquí”

Hacer esa pregunta… La peor decisión.

La otra persona te responde con 100 vainas sobre si misma, ahora mismo una más irrelevante que la otra. Y pues, tú sólo querías un motivo para tener una segunda cita.

Puedes adivinar el desenlace.

Es aquí entonces, donde entra la analogía entre las relaciones y las series. Las mejores series sólo necesitan 10 buenos capítulos para asegurarse de que verás la próxima temporada, en vez de bombardearte con 100 cualidades irrelevantes para asegurarse de que no habrá una próxima cita.

Moraleja, cuéntale a tus potenciales clientes sólo unos pocos beneficios sobre tu marca, los mejores que tengas, y que hagan que te compren, y no muchos que hagan que a la mitad se aburran, se vayan y más nunca.

Y ahí si más nunca volverán.

Responde esta pregunta:

¿Cuál es para ti el número exacto de beneficios, o por lo menos el que tú usarías

WhatsApp chat